3 sept. 2007

¿Estaremos volviendo al gasógeno?


Con la subida del petróleo y el cada vez más popular biodiésel uno se plantea si no empezarán a aparecer otra vez vehículos movidos por el gasógeno, popular en los crudos años 40 en muchos países.

El gasógeno era una caldera adjunta al vehículo en la que se producía una combustión incompleta de materia orgánica (desde cáscaras de almendra o avellana a huesos de aceituna e incluso alpargatas, tal era la necesidad) produciendo CO con el que se alimentaba el motor de gasolina.
Pero debido a que el gas tiene menos potencia que la gasolina, muchas veces los pasajeros tenían que bajarse en las cuestas más pronunciadas...


Actualización: Se puede encontrar detalles técnicos y planos en esta página sobre los resultados de la utilización de gas procedente de madera en vehículos y su mantenimiento y duración. En esta otra página hay un ejemplo de cómo un aserradero utiliza un gasógeno con un generador de electricidad con un sencillo y resistente motor para producir electricidad para el aserradero y la aldea cercana.
Por la poca información que hay en internet y de su aspecto de cilindro deduzco que en el hornillo inferior había un fuego que calentaba la materia orgánica que estaba aislada en un apartamento independiente encima de éste; la materia orgánica al calentarse emite gases, pero al faltar el oxígeno no se produce la combustión, con lo que con llevar este CO al motor bastaba para que las bujías se encargasen del resto.
Lo que no me queda tan claro es si producía algún tipo de humo o partículas en suspensión al calentarse (con lo que sería fatal y antieconómico para los modernos motores de cilindros más pequeños y de mayor potencia que los de entonces).

Dado que tanto el petróleo, como el gas, como el uranio o el carbón son recursos limitados y agotables en menos de 100 años, lo único que les queda a mis nietos es inventar una nueva fuente de energía (ej. convertir el calor de nuevo en electricidad) o bien utilizar las renovables como la eólica, solar y explotar la masa forestal de ésta forma o (lo que sería mucho mejor) convertirla mediante novedosos procesos químicos en el nuevo biocombustible totalmente ecológico.

3 comentarios:

  1. Si, al menos como método de reciclar o valorizar residuos de biomasa. El procedimiento es el mismo que describes pero con la aportación de pequeñas cantidades de agua que generaban también hidrógeno y algo (poco) de metano: "gas pobre". Este combustible, tiene menos poder calorifico y llenaba los cilindros de carbonilla, pero funcionaba. La gasolina en si ni es cara ni escasa: la encarecen los impuestos y tiene fecha de caducidad si nos obstinamos en obtenerla solo de la destilacion del petroleo

    ResponderEliminar
  2. Hola, gracias por tu aportación. Lo de añadir agua me ha extrañado; ¿no sería para impedir la combustión completa, de forma que se produjeran humos ricos en metano (al fin y al cabo las llamas son gases que suelta la madera con las altas temperaturas)?
    Y respecto a la gasolina, tienes toda la razón; es un bien limitado con un precio que se fija arbitrariamente y tendente a subir según escasee más (la ley de la oferta y la demanda).

    ResponderEliminar
  3. quiero uno de esos que maravilla para no depender de la gasolina que tiene un costo exesivo

    ResponderEliminar

Puede dejar su comentario. Los comentarios descalificativos o sin relación ninguna con el tema tratado serán eliminados sin previo aviso. Antes de plantear una duda, asegúrate de que la respuesta no está en otra entrada del tema visitando la etiqueta que hay al final del artículo para verlos todos; muchas veces lo que planteas puede haber sido corregido o comentado en otra entrada posterior.